CSIF lamenta la actitud intransigente del hospital Quirón Salud para negociar mejoras laborales para su personal
25 de Enero de 2018
  • El comité de empresa alerta de la fuga de profesionales (más de la mitad en dos años) por las pésimas condiciones de trabajo que sufren
  • Los responsables de Recursos Humanos de la empresa no han querido escuchar las reivindicaciones de la plantilla

Algeciras, 25 de enero de 2018

La sección sindical de CSIF en el Hospital Quirón Salud (Palmones, Los Barrios) lamenta la actitud intransigente que han mostrado los responsables de Recursos Humanos de la empresa a nivel regional y nacional en la última reunión mantenida para mejorar las condiciones laborales. CSIF, como sindicato mayoritario en el comité de empresa del Hospital, ha trasladado tanto a la responsable de Recursos Humanos como al director de este departamento en Andalucía la voluntad de la plantilla de reclamar importantes mejoras salarias y de condiciones de trabajo. Desde CSIF se reprocha la actitud prepotente del nuevo director territorial de Recursos Humanos, Jorge Borrego, que desde su incorporación a la empresa se han complicado las relaciones entre Quirón y los representantes de los trabajadores.

Este sindicato ha alertado a la empresa de la grave fuga de profesionales (más de la mitad en los dos últimos años), por la cual la plantilla se ve continuamente renovada con personal nuevo, con los problemas que conlleva una constante preparación, rotación y reorganización de los trabajadores. Para CSIF es significativo que los profesionales que han abandonado su puesto de trabajo tenían contratos indefinidos, pero los bajos salarios (en comparación con otras empresas sanitarias y con el Servicio Andaluz de Salud sobre todo) y las pésimas condiciones laborales les han obligado a buscar empleo en otros sitios. Hay que tener en cuenta que en el Hospital Quirón de Bilbao, el personal de una misma categoría cobra 800 euros más que en el Hospital campogibraltareño.

Sin embargo, los responsables de la empresa se han limitado a terminar con la reunión, sin escuchar más argumentaciones por parte del comité de empresa, alegando la próxima puesta en vigor de la actualización del nuevo convenio colectivo provincial del sector. El problema para la plantilla es que dicha actualización prevé una irrisoria subida salarial de 2% para 2017, de modo que desde 2013 (cuando se congelaron los sueldos) hasta ahora, la subida ha sido de un 0,4% anual. Evidentemente, con esa supuesta mejora no se va a poder evitar la marcha de más profesionales.

CSIF espera que la empresa recapacite y acceda lo antes posible a negociar unas mejoras para los trabajadores que respeten su dignidad y valoren su profesionalidad.