CSIF DENUNCIA LA DESCOORDINACIÓN EN LAS OBRAS QUE SE ESTÁN REALIZANDO EN DIVERSAS SEDES DE JUSTICIA DE CANTABRIA
En ocasiones el cumplimiento de las mínimas normas de protección de la salud y prevención de riesgos están siendo comprometidas por la falta de seguimiento y de consulta a los representantes de los trabajadores y a estos mismos.
02 de Septiembre de 2016

El día 4 de agosto la Dirección General de Justicia informó sobre la próxima realización de obras en varias sedes de Cantabria con la única mención de las mismas y de que se iban a realizar en horario de tarde y en fines de semana para evitar molestias innecesarias a la prestación del servicio. Este horario se consiguió gracias a la acción de CSIF que consiguió convencer a la Dirección General de que era lo mejor desde el punto de vista de la seguridad y la salud pero también desde el punto de vista de la prestación del servicio y su continuidad.

CSIF solicitó información suplementaria sobre las mismas (planos, plazos de ejecución concretos, retirada y reinstalación de muebles y aparatos informáticos, medidas de seguridad y de limpieza... etc...).

Una información que no ha llegado en ningún momento quizá porque nunca ha existido como estamos comprobando en las visitas que estamos girando a las mismas.

Nula información a los funcionarios afectados (y a los sindicatos también), nula participación de los funcionarios en la reforma proyectada lo que ha provocado falta de espacio y problemas de ubicación que no facilita el trabajo de los funcinarios, falta de coordinación con los servicios de limpieza, problemas de espacio en las nuevas ubicaciones de los puestos de trabajo, incumplimiento del compromiso de realizar los trabajos en horario de tarde y en fines de semana perturbando el normal desarrollo de la jornada de trabajo y realización de actuaciones como el apuntalamiento de muros (ver foto) que bien merecían una explicación pues no se apuntala nada si no es necesario. Son algunas de las cosas que venimos denunciando durante estos días.

CSIF pondrá en conocimiento de los servicios de prevención toda esta serie de irregularidades, sin perjuicio, de seguir exigiendo a la Dirección General de Justicia que se tome en serio la seguridad y la salud de sus trabajadores así como su derecho a a la información.