CSIF censura la actitud de un concejal de Los Barrios durante una concentración de trabajadores municipales
15 de Abril de 2011

El edil perdió los nervios, este pasado miércoles, cuando los empleados exigían, a las puertas del Ayuntamiento, una solución definitiva a los constantes impagos y retrasos en las nóminas.

La Central Sindical Independientey de Funcionarios censura públicamente la actitud del concejal del Ayuntamiento de Los Barrios Antonio Rodríguez durante la concentración del miércoles pasado que llevaron a cabo los empleados municipales ante las puertas del Consistorio. CSIF quiere también mostrar su apoyo al representante del Comité de Empresa que estaba ejerciendo la acción sindical para la defensa e intereses de los trabajadores. Para esta central sindical, un concejal, que representa a los ciudadanos, no puede perder las formas ni los nervios cuando los empleados municipales sólo reivindican el cobro de sus salarios, tras meses de impagos y retrasos constantes.

Es intolerable la pérdida de control de un edil miembro de una institución democrática a la que debe el máximo respeto como representante público y por ello, CSIF exige su inmediata dimisión. Es notorio el talante autoritario, fuera de toda lógica y razón, del edil en las negociaciones y en el trato a los trabajadores.

El concejal en cuestión es reconocido por su pésima labor negociadora, siempre en busca de la confrontación personal para evitar asumir su responsabilidad y dar soluciones a la grave situación municipal de la que él es responsable. A ello, se une su actitud demagógica, ya que trata de responsabilizar a la plantilla municipal de los problemas municipales y olvida a sabiendas el despilfarro cometido por él y su compañeros de gobierno y su incapacidad de generar beneficios para el pueblo.

Tememos que el edil barreño pierda aún más las formas conforme se acerquen las elecciones municipales, ya que su estabilidad laboral en la Mancomunidad podría depender de lo que ocurra el 22 de Mayo. Este edil acostumbra a tratar a los trabajadores con "la punta del pié" y no está acostumbrado a una acción sindical cada vez menos complaciente y crítica con la negligente y desastrosa política llevada a cabo por el actual Equipo de Gobierno. Para CSIF, Antonio Rodríguez representa el brazo duro y agresivo del Gobierno Municipal, es el que ha estado dirigiendo la orquesta a la sombra.

Con respecto al control horario, CSIF manifiesta que es necesario el mismo, pero no compartimos que se instale un medio de control horario el cual requiere un mantenimiento de una empresa externa que el Ayuntamiento no puede sufragar. Estos hechos son considerados como otra mala gestión, ya que el Ayuntamiento dispone del personal adecuado y llevando a cabo un proceso de formación el mantenimiento puede hacerse desde la misma administración.

Son síntomas que denotan que el actual Equipo de Gobierno sigue con su política del despilfarro en vez de ejercer una política de austeridad como debería ser en tiempos de crisis, sólo piensa en hacer recortes a los trabajadores a costa de mantener su poder adquisitivo.