CSIF pide que los policías locales alumnos cuya formación ha quedado interrumpida puedan incorporarse a los municipios para tareas no operativas
ACTUALIDAD | SECTOR LOCAL
25 de Marzo de 2020
  • La central sindical, como representante en el Consejo Rector de la ESPA y en la Comisión de Coordinación de las Policías Locales de Andalucía, pide a Bendodo que autorice esta medida
  • Con ello se conseguiría aliviar la carga de trabajo que la Policía Local tiene en estos momentos, según el sindicato, que ha puesto también a sus liberados de este sector a disposición de la Administración

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) Andalucía solicita a la Consejería de Presidencia, Interior y Administración Pública que autorice a todos los alumnos y alumnas de la Escuela de Seguridad Pública de Andalucía (ESPA) y las escuelas de Policía Local de la comunidad, que se encontraban realizando el curso preceptivo para su incorporación a las plantillas de sus respectivos municipios, que puedan incorporarse a éstas en tareas no operativas, de manera que se conviertan en un refuerzo necesario en estos momentos para las policías locales de toda la región.

En concreto, los responsables sindicales Juan Carlos Pérez López y Juan Manuel Quilón Gómez, como vocales del Consejo Rector de la ESPA y de la Comisión de Coordinación de las Policías Locales de Andalucía en representación de CSIF, han dirigido un escrito al consejero del ramo, Elías Bendodo, en el que solicitan que arbitre las medidas oportunas para que esta posibilidad pueda ser una realidad.

CSIF-A entiende que tanto el alumnado que ya se encontraba realizado el curso en la sede central de la ESPA o en el resto de sedes habilitadas para ello en Andalucía, y que lo han tenido que interrumpir como consecuencia del estado de alarma decretado, deberían poder incorporarse a las plantillas.

Igualmente, el sindicato considera que los opositores y opositoras a Policía Local que hayan aprobado sus respectivas oposiciones y aún no se hubieran incorporado a sus respectivos centros formativos, también podrían ser nombrados como funcionarios en prácticas e incorporarse a sus respectivos ayuntamientos para realizar tareas no operativas.

El citado escrito alude al artículo 5 punto 1 del Real Decreto 463/2020 de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma, que indica que: “Los integrantes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, los Cuerpos de Policía de las comunidades autónomas y de las corporaciones locales quedarán bajo las órdenes directas del Ministro del Interior, a los efectos de este real decreto, en cuanto sea necesario para la protección de personas, bienes y lugares, pudiendo imponerles servicios extraordinarios por su duración o por su naturaleza".

Asimismo, argumenta que “los cuerpos de Policía Local de Andalucía se encuentran desbordados de trabajo, necesitando más que nunca a todos sus operativos disponibles” y recuerda que por parte del sindicato CSIF se han puesto a disposición de los ayuntamientos a todos sus liberados y a los agentes con cómputo de horas sindicales.

Test rápidos de COVID-19

Precisamente, CSIF Andalucía ha reclamado que se realicen test rápidos de detección del COVID-19 a todos los agentes de la Policía Local, que son más de 12.500 en el conjunto de la comunidad autónoma, “para que puedan prestar sus servicios en condiciones de seguridad tanto para ellos mismos, como para la ciudadanía”.

Desde el Sector de Local de CSIF-A, se considera “esencial” que estas pruebas estén disponibles para poder ser realizadas a todos los agentes locales que prestan su servicio en los municipios andaluces, ya que, “actualmente existen efectivos que se encuentran en cuarentena en sus casas, al haberse detectado algún positivo en su entorno familiar directo o bien por sintomatología compatible con el virus”.

El hecho de que estas pruebas no se realicen de manera generalizada a los agentes hace que exista un riesgo cierto de contagio, que finalmente pueda dar lugar a “confinamientos masivos, ya que si no hay certeza de la presencia del patógeno, cualquier agente en caso de sospecha o síntomas compatibles con el COVID-19, tendría que quedarse en casa por responsabilidad”.