¿Qué dirían los empleados en la reunión de hoy de los sábados en Correos?
¬ CSIF refleja la voz y la tensión de nuestros afiliados a los que afecta la supresión obligatoria de los sábados.

¬ “Si no se aplica ya, me sentiré como si se me estropease el coche el día antes de irme de vacaciones”, señala una empleada de oficinas.

¬ "Hay que responder ya a preguntas que nadie sabe responder: ¿los jefes de equipo y directores van a tener derecho a esta medida?"
03 de Julio de 2019

Hoy, 4 de julio, es la primera gran reunión entre Correos y los sindicatos para desarrollar la supresión obligatoria de los sábados. Una reunión que lleva seis meses en lista de espera, desde que se firmó el ‘Acuerdo de Mejora de Empleo’ el 19 de diciembre y que ha provocado que la tensión crezca por parte de los colectivos de empleados, que están involucrados en esta decisión. Hoy, CSIF quiere conocer qué aportarían ellos en la reunión de mañana y por eso reunimos a un representante de cada uno de los tres ámbitos: oficinas, urgencias y clasificación.

“La primera pregunta qué haría yo a Correos es porque no se desarrolló este tema en los tres primeros meses del año, prácticamente tuvieron más de cien días hasta que se convocaron las elecciones”, explica Guillermo, que trabaja en un centro de clasificación. “El acuerdo era aplicarlo ahora, a partir del 1 de julio, y, si no se aplica, sentimos que hemos perdido el primer partido de una eliminatoria que nos habían prometido que, a estas alturas, ya íbamos a tener ganada. Y no es justo, porque llevamos mucho, muchísimo tiempo esperando para acabar con los sábados obligatorios. Es la eterna pregunta”.

Cristina, empleada de atención al cliente, asegura que en su sucursal, “a todo el mundo, ante una situación como ésta, el cuerpo le pide ir a la huelga los sábados para demostrar que no se puede prometer una cosa y, llegado el momento, incumplirla. Pero si realmente no depende de la empresa, si realmente no se puede dar el paso definitivo hasta que no se forme el nuevo Gobierno…, no sabes si ese es el camino, te sientes como cuando te vas a ir de vacaciones y el día antes se te estropea el coche. Sea como sea, pediría que no nos engañe nadie, para nosotros ha llegado un punto en el que es más importante una jornada de lunes a viernes a que nos suban el sueldo. En mi caso puedo decir que son ocho años, desde que pasé a atención al cliente en el concurso de traslados”.

Fran, desde la urgencia, exige que como mínimo “se aclaren cosas ya y se responda a preguntas que nadie sabe responder: ¿los jefes de equipo y directores van a tener derecho a esta medida? Desde que se aprobó esta medida nadie dice nada, vivimos a oscuras, y lo único que escuchas entre la mayoría de los compañeros es que ellos por 8 € la hora no van a ser voluntarios. La gente prefiere librar, tener tiempo. O se ofrece algo más o esto se puede convertir en un callejón sin salida”, sentencia.