CSIF denuncia merma de derechos de los trabajadores españoles civiles que prestan servicio en la Base de Morón de la Frontera (Sevilla)
ACTUALIDAD|EMPRESA PRIVADA
30 de Octubre de 2020
  • Representantes del sindicato se han reunido con la directora general de Trabajo del Ministerio de Trabajo y Economía Social, a la que han trasladado el continuo remplazo de personal español por norteamericano, los múltiples cambios en las condiciones laborales y la dificultad que tienen estos empleados de la empresa Vectrus para movilizarse o hacer huelga

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) en Andalucía, sindicato más representativo en las administraciones públicas y con presencia cada vez más fuerte en el sector privado, ha denunciado la merma de derechos que padecen los trabajadores españoles de la empresa Vectrus, que presta servicios civiles en la Base de Morón de la Frontera (Sevilla).

Delegados de CSIF han mantenido este jueves una reunión en Madrid con la directora general de Trabajo del Ministerio de Trabajo y Economía Social, Verónica Martínez Barbero, en la que le han trasladado la situación actual de dichos trabajadores, unos 360, que no tienen vinculación ni con el Ministerio de Defensa, ni con el Ministerio de Asuntos Exteriores, ni tampoco con el Ministerio de Trabajo, sino que dependen de la empresa contratada por las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos en Europa para prestar los servicios civiles de la Base.

Según los datos con los que cuenta el sindicato, desde el año 2010 se han perdido alrededor de 300 puestos de trabajo, que han sido reemplazados por personal procedente de Estados Unidos. Es decir, la empresa ha ido despidiendo a personal español y reponiéndolo con empleados estadounidenses.

Asimismo, CSIF denuncia la continua pérdida de derechos de los trabajadores españoles de los servicios civiles de la Base de Morón, a los que no se permite ejercer sus derechos a manifestarse dentro del recinto militar, y además a los que se limita el derecho de huelga con el establecimiento de servicios mínimos abusivos.

Igualmente, se ha puesto en conocimiento de la responsable ministerial que se producen constantes cambios de las condiciones de trabajo, que los trabajadores aceptan porque saben que oponerse a ellas supone el despido automático y, por lo tanto, la pérdida del puesto de trabajo.

Representantes sindicales, sancionados sin acceso a equipos informáticos
Actualmente varios representantes sindicales de los trabajadores están sancionados sin acceso a sus equipos informáticos, circunstancia que se ha comunicado a la Inspección de Trabajo, sin que ésta, por el momento, haya procedido a realizar ninguna actuación al respecto. No obstante, los trabajadores han tenido conocimiento de la exigencia por parte de la Inspección de recortes de prensa en los que aparecen informaciones sobre declaraciones de trabajadores respecto a situaciones relacionadas con la Covid-19 en la Base.

La directora general de Trabajo se ha comprometido con CSIF a trasladar a los ministerios de Defensa y de Asuntos Exteriores la problemática de estos trabajadores. La central sindical entiende que se debe incluir a este personal de la Base Aérea de Morón en el Acuerdo Bilateral con EEUU, tal y como ocurre en la Base Naval de Rota, cuya vigencia expira a finales de 2021 y cuyas condiciones deberán volver a negociarse. Con ello, este personal civil que presta servicio en la Base de Morón pasaría a estar bajo el amparo del Ministerio de Defensa.