El 72% de los docentes andaluces, contrarios a la aplicación de la LOMCE, según una encuesta de CSIF-A
28 de Mayo de 2014

El 68% de los encuestados asegura que la aplicación de la nueva Ley de Enseñanza afectará negativamente a sus condiciones laborales, mientras que el 86% de los más de mil encuestados por el Sector de Enseñanza de CSIF-A temen que el enfrentamiento político acabe reflejándose en las aulas

El profesorado andaluz se opone a la aplicación de la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) en los centros educativos andaluces. Es la principal conclusión que arroja el análisis de los datos de la encuesta realizada por la Central Sindical Independiente y de Funcionarios, CSIF, de Andalucía a más de mil profesores y maestros andaluces.

La encuesta, realizada por el Sector de Enseñanza de CSIF-A, muestra la oposición y la preocupación existente en el cuerpo de docentes andaluces por la LOMCE. Así, más del 72% de los encuestados asegura estar en contra de su aplicación y muy preocupados por sus efectos sobre la Enseñanza Pública andaluza y sobre sus condiciones laborales. De hecho, el 68% cree que éstas se verán afectadas negativamente por la LOMCE.

Respecto a la incidencia de la LOMCE sobre la Educación andaluza, el 64% de los docentes afirma que la LOMCE va a ser una Ley negativa para la Educación andaluza, saliendo perjudicada la Enseñanza Pública respecto a la concertada, según el 66% de los encuestados.

Además, según los datos de la encuesta de CSIF-A, los docentes temen que la confrontación política se traslade a los centros y erosione la convivencia. Así lo asegura el 86% de los docentes andaluces, que se muestran inquietos ante esta posibilidad, “lo que ayudaría poco al clima de entendimiento necesario en la labor educativa y organizativa de los centros”, según el presidente del Sector de Enseñanza, Francisco Hidalgo.

Respecto al carácter transitorio del próximo curso planteado por la Consejería de Educación, casi el 61% de los maestros y profesores andaluces se muestran de acuerdo, si bien más del 74% del profesorado considera que los cambios normativos a realizar en el curso próximo van a hacer que este sea más complicado y estresante.

En relación al currículo, la respuesta de docentes andaluces no deja lugar a dudas. A casi el 71% de los mismos “no le parece equilibrado el actual currículo de las distintas materias y la carga horaria correspondiente”.

“A pesar de la preocupación de los datos, lo que también parece común del profesorado andaluz es que independientemente del debate abierto sobre la LOMCE y la problemática de su aplicación, casi el 95% del colectivo está de acuerdo en que hay que exigirle a la Administración andaluza una apuesta mayor por la enseñanza pública”, señala Francisco Hidalgo, que solicita “un estudio consensuado de la situación para que la aplicación de la polémica LOMCE no dañe, más si cabe, la situación de la Enseñanza Pública andaluza”.