CSIF Málaga alerta de la masificación del Centro de Inserción Social
ADMINISTRACIÓN GENERAL DEL ESTADO
23 de Febrero de 2017

CSIF Málaga alerta del estado de masificación en el que se encuentra el Centro de Inserción Social (CIS) Evaristo Martín Nieto de Málaga, que hace insostenible la situación, provocando que cada vez sea más difícil para los trabajadores prestar servicio. CSIF denuncia que la ocupación actual es de alrededor de 500 internos en este centro, que cuenta con 205 habitaciones.

A este respecto, la Administración penitenciaria recurre a las fechas de permiso de los internos y los centros de destino para aliviar la presión. Sin embargo, CSIF denuncia que no es extraño, especialmente a principio de semana, que una habitación, con capacidad para dos personas, esté ocupada por tres internos. Esta Central Sindical denuncia que la situación es denigrante y compromete la seguridad en el centro, generando riesgos que pueden ser evitables.

CSIF reclamó por escrito a la dirección una reunión para abordar, entre otros asuntos, la posibilidad de ampliar la plantilla del CIS, dada la sobrepoblación actual. Sin embargo, este escrito, fechado en diciembre, sigue sin respuesta por parte de la Administración.

Esta Central Sindical denuncia que el déficit de personal que arrastra el centro es insostenible, al tiempo que subraya que el número de internos por cada empleado público ha aumentado considerablemente. Actualmente hay alrededor de una veintena de plazas vacantes, que afecta a todas las áreas del centro (tratamiento, régimen, vigilancia, administración) y que provoca que en ocasiones, como en los turnos de noche, sólo queden dos empleados prestando servicio.

CSIF denuncia que la escasez de personal, que ha sido una constante en este centro, hace cada vez más difícil que los trabajadores puedan prestar servicio, además de provocar un aumento significativo de los riesgos psicosociales en el puesto de trabajo.

Por todo ello, esta Central Sindical reclama actuaciones urgentes en el CIS de Málaga, que se mantiene como el segundo más masificado del país, tras el CIS Victoria Kent de Madrid. De hecho, el centro malagueño cerró 2016 con 640 nuevas altas de internos y 641 bajas.