CSIF denunció en prensa el estado de la Administración de Justica en Andalucía
Desde CSIF mostramos nuestra preocupación ante los datos arrojados por el tercer trimestre del año.
04 de Enero de 2018

Los datos estadísticos del tercer trimestre del año señalan a la administración de Justicia andaluza entre las peores comunidades por su excesiva pendencia y tasa de congestión.

Son datos objetivos donde no caben interpretaciones: los juzgados andaluces no son capaces de resolver lo procedimientos judiciales al ritmo con el que van teniendo entrada. Al finalizar el año habrá más de medio millón de asuntos sin resolver, y esta cifra seguirá aumentando paulatinamente si no se dotan a los órganos de los medios necesarios.

Este problema no es nuevo, comenzábamos el año con más de 494.000 procedimientos pendientes de resolución. La previsión del CGPJ dice que sobrepasaremos al final del año los 510.000. Por lo que la Tasa de Congestión o Saturación de los órganos andaluces está en crecimiento. En Parte debido a una mayor litigiosidad, donde experimentamos el mayor incremento del país, solo por detrás de Canarias y Baleares, indicador éste reflejo de la conflictividad social existente en la actualidad y que se proyecta en que Andalucía tenga la segunda mayor Tasa de Pendencia en el Orden Civil y en el Orden Social.

Estos datos contrastan con la Tasa de Resolución de Procedimientos, donde somos la comunidad con un coeficiente más alto, poniendo de manifiesto la profesionalidad y responsabilidad de todo el personal al servicio de la Administración de Justicia en Andalucía pues refleja que siendo quienes más y más rápido tramitan y resuelven los procedimientos en todo el territorio nacional, resulta insuficiente, no solo para dar respuesta a lo que cada año se ingresa, sino a lo que se viene arrastrando año tras año.

Además es de resaltar y agradecer a todos los funcionarios y funcionarias que estos resultados lo consiguieran durante los años de crisis donde se incrementó exponencialmente la entrada de asuntos, y donde la Junta de Andalucia decidió, y aún perdura la medida desde 2012, no cubrir las bajas IT hasta pasado tres meses desde su inicio, hecho éste que ha impedido unos mejores resultados, pues a lo largo de cada años los órganos no han funcionado al 100% de sus posibilidades acorde con la plantilla de la que han podido disponer. Y esto es responsabilidad exclusiva de la Consejería que tiene en su mano acabar con esta medida.

Nos sobran motivos y argumentos para exigir como venimos haciendo a la Consejería la revisión al alza del complemento específico para todos los funcionarios de la Administración de Justicia en Andalucia.

Además desde CSIF venimos solicitando insistentemente a la Consejería de Justicia más medios para paliar esta situación. Los órganos de nueva creación con los que contaremos el año próximo, un total de 19, son muy insuficientes para tornar esta dinámica negativa.

Necesitamos Planes de Actuación extraordinarios en cada jurisdicción y partidos judiciales afectados y retribuidos para ir directamente al fondo del problema. Debemos reducir cuanto antes esta Tasa de Congestión, que no indica nada más que la larga espera que deben sufrir los ciudadanos para ver resueltos sus problemas.

En la primera toma de contacto con la nueva Consejera, Rosa Aguilar, desde CSIF le trasladamos que lo que necesita este Servicio Público, esencial para los ciudadanos, es que el Gobierno Andaluz crea también que así lo es, y apueste de una vez por todas por modernizar y dimensionar la administración de Justicia según sus necesidades. Entendíamos que este era el mayor reto del nuevo equipo de la nueva Consejera, pero pasado ya un tiempo prudencial volvemos a encajar una nueva decepción, no solo no vemos la firme apuesta por la Justicia andaluza, ni la puesta en valor de quienes la integramos al no reconocerse su esfuerzo, sino que la Mesa Sectorial de negociación donde pedimos una y otra vez resolver los problemas que tenemos en los centros de trabajo y cejen en sus medidas de recortes, se ha visto relegada a ser un órgano de puro trámite, donde no se acomete lo que de verdad importa, estancando incluso la negociación de la implantación de la Nueva Oficina Judicial en Córdoba. Recordareis que CSIF vinculó su apoyo al modelo organizativo al inicio de un calendario negociador que incluyera acometer la negociacion retributiva.

Estamos lejos de la administración de Justicia que anhelábamos cuando la Junta de Andalucía recibía las competencias de este servicio público. Por ello desde CSIF seguiremos denunciando todo lo que dificulte poner en valor nuestro servicio público y el trabajo de quienes lo hacemos posible.

Os adjuntamos la noticia publicada, con repercusión autonómica

Ficheros Adjuntos: