Las mujeres sufren el doble de agresiones que los hombres en el ámbito profesional de la Sanidad almeriense
15 de Marzo de 2016

La Central Sindical Independiente y de Funcionario, CSIF Almería, se suma mañana, día 16, a las reivindicaciones del Día Nacional contra las Agresiones en el Ámbito Sanitario. En este sentido y según el Comité de Seguridad y Salud del Complejo Hospitalario Torrecárdenas, Centro de Transfusión Sanguínea y los Distritos de Atención Primaria de Almería y el Poniente, las mujeres sufren el doble de agresiones que los hombres cuando desempeñan su trabajo en particular en el centro hospitalario de Torrecárdenas, tal y como recoge la Memoria de agresiones sufridas por los trabajadores del año 2015. Además, dichas agresiones también tienen un componente de género, puesto que los datos manifiestan que el sexo más frecuente del agresor implicado suele ser el varón y el profesional afectado mujer.


Otro dato que se desprende de este estudio es que el colectivo profesional más agredido es el de auxiliares de enfermería, seguido por el de enfermeros. Con todo, el Área de Salud Mental, es la unidad que más agresiones ha registrado en el último año. Para el sindicato el aumento de personal en esta unidad es una medida prioritaria para frenar el número de ataques a los trabajadores que ejercen su profesión en esta área. Ante esta solicitud de CSIF, la administración ha respondido señalando que la ratio de profesionales en este servicio es el “habitual” y que ya se han puesto en marcha otras medidas para minimizar estas agresiones, como la puesta en funcionamiento del botón antipánico.

Para el sector provincial de Sanidad del sindicato esta medida es totalmente insuficiente y reclama un compromiso por el respeto, para poner en valor el trabajo de los profesionales de la Sanidad, que ofrecen día a día un servicio público de calidad, teniendo en cuenta los recortes sufridos y la difícil situación de medios que ha generado la crisis con la merma de plantillas. Esto, junto a la disminución de tratamientos, la menor inversión en medios ha hecho bajar la calidad, lo que también repercute directamente en la calidad de la atención “y no es justo que sean los profesionales quienes sufran este déficit de gestión y planificación de las administraciones”, apunta Antonio Moreno, responsable del sector Sanidad de CSIF Almería.

Como novedad para este 2016 y según ha podido conocer CSIF, los Servicios Centrales del Sistema Andaluz de Salud van a exigir a las gerencias de los centros sanitarios que informen en el seno del Comité de Seguridad y Salud de las agresiones producidas cada cuatro meses, informe que antes se presentaba con carácter anual.