Trabajadores de los centros de Igualdad y Políticas Inclusivas de la provincia de Alicante llevan años sufriendo retrasos en el cobro de diferentes complementos
Se trata de una situación que no se da ni en Valencia ni en Castellón y ante la que la Conselleria da diferentes versiones sobre sus causas
30 de Enero de 2019

El sindicato CSIF quiere denunciar que el personal adscrito a los centros de la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas de la provincia de Alicante lleva más de cuatro años sufriendo retrasos en los cobros del complemento correspondiente a la festividad, nocturnidad y turnicidad (FNT) que generan sus puestos de trabajo.

Una circunstancia que ha sido oportunamente comunicada a la Administración y de la cual se han obtenido respuestas contradictorias, ya que por una vía se nos ha hecho llegar el argumento de que la demora en el pago se debe a un problema de gestión que solo afecta a la provincia de Alicante (derivado de la falta de una aplicación adecuada para ello, así como del método de trabajo e interpretación de la intervención delegada) y en ningún caso a la falta de fondos económicos para proceder a su pago; sin embargo, desde la Subsecretaría de esa Conselleria se ha indicado por otra parte que el problema era más bien de falta de recursos humanos para gestionar los servicios competentes en materia de personal, lo que se contradice con lo expresado a esta organización sindical anteriormente.

Ante este escenario pedimos aclaración sobre si la problemática se debe a la falta de personal o a interpretación de la Intervención y cuestiones técnicas y, en cualquier caso, que se dé solución de inmediato a la demora.

Desde CSIF consideramos inaceptable este escenario, ya que las actuaciones administrativas y aplicaciones técnicas deben ser útiles para la mejora y efectividad en el derecho de los ciudadanos, lo que incluye la percepción de salarios por los empleados públicos. Hay que tener en cuenta además que este impago reiterado genera dificultades para llegar a fin de mes para muchos trabajadores.

Además, entendemos que la situación relatada es de una elevada gravedad y supone una vulneración reiterada de los derechos de los empleados públicos afectados, así como un agravio a los mismos, que impide el clima laboral adecuado para una prestación del servicio público eficiente, que si mantiene su calidad es por la profesionalidad y responsabilidad de los trabajadores.

Por tanto, demandamos el pago inmediato de los haberes, incluyendo los intereses de demora, y la aclaración sobre el motivo que provoca el retraso en Alicante.