2-9-2011. Sobre las medidas de Cospedal
02 de Septiembre de 2011

Posicionamiento de CSI·F, sindicato mayoritario de la función pública en Castilla-La Mancha, ante el Plan de Garantía de los Servicios Sociales Básicos anunciado por Mª Dolores de Cospedal.

1º) CSI·F, como sindicato serio y consecuente, comparte la adopción de una política de austeridad para intentar salvar a nuestra región de la ruina en la que nos había sumido el derroche y el clientelismo del anterior Gobierno. Apoyamos, puesto que CSI·F lleva años pidiéndolo, la reducción de asesores, altos cargos, actos protocolarios, reducción de la flota de vehículos, de las dietas, de las transferencias a la RTVCM, etc. En esa misma línea, aceptamos el diseño de una administración que elimina organismos superfluos y duplicidades.

2º) CSI·F es una central sindical solidaria y responsable que siendo el sindicato con más delegados en la JCCM, llevaba tiempo manifestando su disposición al sacrificio –por supuesto proporcionado y con justicia comparativa- que nos pueda corresponder en la reducción del número de liberados y de subvenciones. No obstante, CSI·F llevaba meses reduciendo sus liberados y realizando una política de austeridad que enjugara los dos años de distintas ayudas que también a nosotros nos debe el Gobierno. Lo que no permitiremos es que se desmonte el derecho recogido en la Constitución a que los sindicatos realicemos nuestra labor de negociar, defender y representar a los trabajadores.

3º) CSI·F rechaza las medidas que limitan y empeoran los derechos de los empleados públicos -principales paganos hasta el momento de la crisis- que ya han visto reducidas sus retribuciones y empeoradas sus condiciones laborales. Por lo tanto, nos opondremos frontalmente a las medidas concretas que perjudican al profesorado de nuestra región y, especialmente, al colectivo de interinos y contratados.

4º) Manifestamos nuestra preocupación por el considerable aumento del paro que pueda generar la aplicación de estas medidas, en concreto la congelación de la oferta pública de empleo o la drástica reducción de empleo interino.

5º) Mostramos nuestra oposición a determinadas actuaciones que puedan significar la merma de servicios sociales básicos, tales como la Educación o la Sanidad.

6º) CSI·F es crítico con la forma en que se ha realizado este Plan de recortes: sin información, sin negociación, sin debate. No parecen las mejores maneras de plantear unas medidas tan drásticas que pueden tener enorme repercusión en todos los ciudadanos.

7º) CSI·F destaca que muchas de las medidas acordadas se centran en recortes y perjuicios para trabajadores y sindicatos pero, curiosamente, se han olvidado de los privilegios de los políticos. En el Plan no se habla nada de acabar con las subvenciones a los partidos políticos ni con sus liberados; tampoco de sus sueldos vitalicios ni de sus excepcionales pensiones. Recordamos que, hoy en día, algunos políticos ejercen varios cargos por los que cobran distintas retribuciones, otros se suben el sueldo en momento de crisis y un último grupo sigue rodeándose de asesores y amigos de partido.

8º) En algunos aspectos, parece un Plan precipitado e impreciso, buscando dar un golpe de efecto para conseguir financiación. Tal vez deberían investigar donde han ido a parar enormes cantidades de dinero público que desaparecieron en ayudas y subvenciones a determinados proyectos de empresas públicas y privadas: Aeropuerto de Ciudad Real, Virtus, CCM, etc.

9º) Por último, CSI·F señala que nuestra economía adolece de un exiguo crecimiento y de falta de generación de empleo. Creemos que ser víctimas de un excesivo rigor presupuestario podría perjudicar a determinados colectivos de trabajadores y empeorar la prestación de servicios sociales básicos.

CSI-F CASTILLA-LA MANCHA